Googlear leyes no es saber derecho

0
207

Hace poco un reconocido catedrático llamado Martin Böhmer estaba dando una charla en la universidad sobre la enseñanza del derecho. Aquí quisimos hacer un modesto resumen de lo que a nuestro parecer fue una clase magistral, en la que se nos aclaran muchas cosas, como lo dice el título “Googlear leyes no es saber derecho” , el cual hace alusión a los métodos mediante los que se estudia en la actualidad.

Primero hablaremos sobre la cientificidad del derecho.

Siempre que alguien dice científico se nos pasa por la cabeza alguien como Einstein, o un señor de bata en un laboratorio lleno de tubos y muestras. La verdad es que esta visión no solo afecta al derecho, pero nadie se plantea de manera normal el derecho como una disciplina científica.

De hecho quienes hacen investigaciones sobre el derecho siempre se mimetizan con otras disciplinas, con lo que al parecer pueden validar mejor su trabajo. Puede que este principio se deba a la falta de rigurosidad de nuestras investigaciones, o que en algún lugar nos equivocamos, pero la verdad es que al hablar de ciencias del derecho siempre tenemos una desventaja.

Böhmer dice: “en investigación las ciencias duras discriminan a las ciencias blandas, y las ciencias blandas al derecho”

De este principio, partimos para hablar ahora de la segunda cosa que toca Böhmer y esto tiene que ver con lo que se enseña.

Böhmer plantea una pregunta que al parecer es bastante sencilla pero acarrea mucha profundidad, ¿el examen que tienes que presentar se vuelve fácil y trivial si te dejan buscar en google?

Si la respuesta es sí, lo que tenemos es un examen que no se centra en probar las capacidades del estudiante sino más bien en su sustancia una prueba de memoria.

Pensando bien esto podríamos llegar a dos conclusiones, en primera: que debemos pensar en enseñar habilidades e ideas a los que no se puedan acceder fácilmente, eso por un lado, por el otro, pensar en enseñar a Googlear bien en cada asignación.

Y es que resulta que no es tan fácil buscar información sobre derecho en Google, tal vez excepto la básica. Muchas veces se hace una pregunta y la respuesta puede estar de bajo de capas y capas de información que en ese momento determinado nos pude resultar inútil, y no hay quien nos la sintetice.

Mediante el buscador se accede a la información en bruto, se requieren ciertas habilidades y conocimientos técnicos para poder sintetizar toda la avalancha de respuestas en una información confiable.

Muchas veces un abogado puede responder a un tema refiriéndose a un fallo especifico, esto a otro abogado no le tomaría más de 10 minutos para extraer de allí toda la información que necesita para responder a su pregunta, pero en caso de una persona normal este tiempo puede verse extendido a horas, e incluso puede que nunca de con las respuestas que busca en sí, esto se debe a que no solo hace falta acceder a la información, sino también se tiene que poder interpretar.

Al final podemos concluir que en una lista de los currículos de las casas de estudio se debería incluir un desglose de las habilidades que se necesitan no solo para acceder al conocimiento, sino para aprovecharlo, porque sin duda alguna si Alberti estuviera vivo nos diría que googlear leyes no es saber derecho.

Tal ves te interesen temas como:

10 Tips para mejorar la redacción legal

Conferencia Dr. Miguel Carbonell consejos que no te dan en la escuela de derecho

Series que un abogado no se puede perder

10 Tips para tener éxito en nuestro pequeño negocio legal

7 Cosas que a los Abogados no nos enseñaron en la universidad y deberíamos aprender.

32 Temores más comunes entre los Abogados

10 errores más frecuentes que cometen los abogados con sus páginas profesionales de Facebook

Comentarios